Magdalenas de nata

Vuelvo con ganas de fin de semana y, ¿qué mejor que compartir el desayuno ideal para disfrutar en familia...? :)

Big_magdalenas-nata

Esta receta tiene mil versiones y cada familia tiene sus variantes, yo he seguido la receta de Isasaweis y me ha encantado. Son las típicas magdalenas de toda la vida, esponjosas e ideales para el desayuno o la merienda, junto a un buen vaso de leche. Se pueden comer solas o acompañarlas de una capa de "nutella" o mermelada, para los más golosos.

No hay nada mejor que la satisfacción de hacer las recetas de toda la vida, en casa. Y además del modo más sencillo, sin misterios...

¿Empezamos? :)

Ingredientes (Para unas 18 magdalenas)

  • Aceite de girasol (250 ml)
  • Azúcar (250 gr.)
  • Harina (350 gr)
  • Huevos (4)
  • Levadura en polvo (1 sobre - 16 gr)
  • Nata líquida para montar (100 ml)
  • Ralladura de limón (de un limón)

Utensilios

  • Bandeja con moldes para muffins (1)
  • Batidora de varillas (1)
  • Cápsulas de papel para cupcakes (18)
  • Espátula de silicona (1)

Pasos

  1. Batir los huevos junto al azúcar, unos minutos, hasta que se vuelva una mezcla blanquecina.
  2. Agregar la ralladura del limón (o esencia de vainilla, canela...) y batir de nuevo un par de minutos.
  3. Incorporar el aceite y la nata y volver a batir unos minutos más.
  4. Por último, tamizar la harina y la levadura e incorporarlas con una espátula, mediante movimientos envolventes.
  5. Dejar reposar la masa durante unos quince minutos.
  6. Preparar la bandeja para muffins, con las cápsulas de papel y llenarlas hasta 3/4 de su capacidad. Espolvorearlas con azúcar (al gusto).
  7. Dejarlas reposar en la nevera unos quince minutos más.
  8. Precalentar el horno a 220ºC con calor arriba y abajo. Cuando se introduzcan las magdalenas, bajarlo a 180º, solo con calor por abajo y hornear unos 15 minutos o hasta que estén doradas.

*Nota: La receta original indica unas temperaturas más altas, pero a mi se me quemó la base de algunas magdalenas, así que tuve que bajarla en la segunda horneada. También podéis jugar con poner calor por arriba los últimos 2 minutos, para que se acaben de dorar, si ya están hechas por dentro. La cuestión es ir controlando y adaptarlo a nuestro horno, ya sabéis que todos funcionan diferente.

Big_collage-magdalenes

¡Muuuchos besos! Espero que aprovechéis el fin de semana para descansar y disfrutar de los pequeños placeres, aquellos que no cuestan nada ¡y que nos alegran la vida! :)

¡Muuuuuua!