Helado de queso fresco y frutos rojos

Aquí está mi primer helado hecho en heladera, ¡después de estrenar la que compré en Lidl! :)

Big_cheese-and-berry

Sé que much@s de vosotr@s tenéis esta heladera, y había leído tan buenas críticas ¡que este año no me podía quedar sin ella! :D

Aún así, las recetas que vaya publicando se pueden hacer perfectamente sin heladera, removiendo la mezcla en el congelador cada cierto tiempo para que no cristalice.

Antes de lanzarme de lleno a la elaboración de mi primer helado casero, leí y releí muchos blogs que contaban sus experiencias y, por ser el primero, fui a buscar una receta segura.

En este caso la del helado de queso del blog Las recetas de Sara al que añadí los frutos rojos y ¡Oh díos mío, que rico que quedó! ¡su sabor es como el de una tarta de queso helada! Mmm...

Sin duda, será unos de los imprescindibles en casa, este verano.

También me di cuenta de la importancia de usar azúcar invertido en su elaboración, por lo que os traigo la receta del blog pasen y degusten para hacerlo en casa. Es la que me pareció más clara y detallada.

Yo ya lo he hecho y es súper fácil, en 20 minutitos tendréis azúcar invertido para muchos helados. Vale la pena.

¡¡Manos a la obra!! :)

Ingredientes (Para unas 8 raciones)

Para el azúcar invertido

Para el helado

  • Azúcar (150 gr.)
  • Azúcar invertido (2 cucharadas)
  • Frutos del bosque (1 taza (congelados))
  • Leche ((semi o entera) - 150 ml)
  • Nata líquida para montar (200 ml)
  • Queso fresco (tipo Philadelphia) (200 gr)
  • Yogur natural (1)

Utensilios

  • Heladera (1)
  • Termómetro de cocina (1)
  • Varillas manuales (1)

Pasos

Para hacer el helado:

  1. Tendremos la cubeta de la heladera en el congelador con un mínimo de 24 horas de antelación.
  2. Todos los ingredientes deberán estar fríos, en la nevera.
  3. Batir todos los ingredientes, con la mayor rapidez posible para que no pierdan la baja temperatura.
  4. Agregar los frutos del bosque congelados y mezclar (escoger los que sean más pequeños para que pasen por el orificio de la heladera, o triturarlos ligeramente si son muy grandes, los míos eran más bien pequeños y se fueros desmenuzando en la heladera). Dejar reposar en la nevera hasta que vayamos a hacer el helado (aunque se recomiendan unas 4 horas, yo lo hice inmediatamente porque al llevar los frutos congelados, la mezcla estaba muy fría).
  5. Enchufar la heladera, colocar la cubeta y poner la rueda en 1 (de manera que la pala se ponga en marcha).
  6. Verter la mezcla poco a poco por el orifico de la heladera.
  7. Dejar mantecar hasta conseguir la consistencia deseada (en este caso para unos 500 ml de helado, 15 minutos).
  8. Consumir inmediatamente o reservar en el congelador en recipientes herméticos, para obtener una consistencia más firme.

Nota:

  • Esta vez, por ser la primera que hacía helado, no usé azúcar invertido, sino la cantidad de azúcar indicada, y lo pulvericé con el molinillo (también podéis usar azúcar glas). El helado lo consumimos el mismo día unas horas más tarde y estaba súper cremoso, seguramente porque los ingredientes tienen un alto contenido graso. No obstante, después de leer muchos blogs que tenían experiencia elaborando helados, me convencieron de que siempre es mejor usar azúcar invertido, así que os he puesto la receta con él. La misma mañana lo preparé y lo tengo en la despensa para usarlo en el próximo helado.

Para preparar el azúcar Invertido:

  1. En un cazo, poner el agua a fuego medio, cuando esta alcance los 50ºC, agregar el azúcar y remover con una cuchara para disolverlo.
  2. Cuando la temperatura suba y alcance los 80ºC agregar dos sobres de color blanco, mezclar y apartar del fuego para que la temperatura baje.
  3. Cuando alcance los 60ºC incorporar dos sobres morados y mezclar (se produce una efervescencia que hace que burbujee y aumente de volumen).
  4. Dejar enfriar y conservar en tarros de cristal esterilizados, a temperatura ambiente.
Big_ice-cream3

Este es el primer post heladero, de muchos más que vendrán, porque es ¡¡sumamente adictivoo!! ;)

¡Mil besos! ¡Y mil gracias por acompañarme y estar siempre ahí! :)